Get 20M+ Full-Text Papers For Less Than $1.50/day. Start a 14-Day Trial for You or Your Team.

Learn More →

La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía

La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía The European Union (EU) is an organisation in continuous evolution since its creation in the middle of the 20th century. Its ability to adapt to the needs generated by the integration process is commen- dable. The EU has overcome imposing obstacles, such as the crisis derived from the rejection of the European Defence Community and the European Political Union, the active opposition of a political titan such as French President de Gaulle, various economic and monetary crises, the Brexit and the rise of populism. The EU has consistently overcome the crises that affected it by introducing common stabilising elements introduced by the integration process, creating more Europe. The EU is currently facing new challenges, the adaptation to the outstanding technological progress that will influence the prevailing model of society in the coming decades. Faced with this task, the EU wants to create a Digital Single Market for Europe, among other initiatives, which will obviously have a substantial influence on economic relations between its members and also internationally. This research focuses on the analysis of European developments around the digital environment and its influence on the own essence of the organisation. Keywords digital Europe; digital trade; digital development of the EU IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 2 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía 1. La digitalización y la mico; se estima que intensificando el proceso se podrían añadir 2500 millones de euros al PIB de la UE para automatización como desafíos 2025, una cantidad considerable para tan corto periodo para la Unión Europea (UE) de tiempo. Además, teniendo en cuenta la pandemia generada por la COVID-19, el proceso de digitalización De acuerdo con la definición proporcionada por la Comi - económica se ha intensificado de manera natural como sión Europea sobre Tecnologías Habilitadoras Clave (THC) respuesta a los problemas de movilidad generados por en 2009, se incluyen en esta categoría tecnologías van- las restricciones impuestas para frenar la pandemia guardistas tan diversas como la micro y nanoelectrónica, (Barnes, 2020). Paralelamente, se ha intensificado la ne - la biotecnología industrial, los materiales avanzados, la cesidad de la Unión Europea, no ya de liderar el proceso, fotónica y las tecnologías de fabricación avanzadas. Se sino de adaptarse a este de la manera más rápida y efec- estima que actualmente el mercado global de las THC tiva, para hacer frente a otros actores internacionales, supera los mil millones de euros de facturación, por lo especialmente Estados Unidos y la República Popular que ya en el presente tiene un impacto significativo en la China (Puleri, 2020). economía europea. El sector privado no es el único que se ve inmerso en el El desarrollo de nuevas tecnologías, en todas sus vertien- proceso de digitalización de la sociedad, también se con- tes, cambiará radicalmente la vida de los ciudadanos eu- jetura que el sector público se beneficie enormemente ropeos a corto plazo, y la Unión Europea debe adaptarse de un uso más amplio de las nuevas tecnologías digita- al cambio (Telefónica, 2020). Por tanto, la organización les. Las tecnologías de la información y la comunicación supranacional europea prioriza la integración digital (TIC) permiten que el sector opere de una manera más dentro de un marco social más amplio para un desarrollo transparente y eficaz, ya que contribuye a la reducción equilibrado del proceso de integración europea. de la corrupción mediante un control de las actividades públicas más transparente. Asimismo, son relevantes En este sentido, ya se aprecia cómo está cambiando la las posibilidades de participación política que ofrece el forma en la que los ciudadanos europeos se comunican, proceso de digitalización, al permitir que los ciudada- trabajan y usan los servicios de salud, por nombrar al- nos —incluidas las minorías, los habitantes de las zonas gunos ejemplos más notorios. Estos cambios no son solo rurales, los discapacitados, o cualquier otro grupo en sociales, sino que también están fuertemente vinculados riesgo de exclusión— tengan acceso digital a la vida po- al desarrollo económico; en los próximos años cambiará la lítica, incrementando así su participación en los asuntos forma en la que se llevan a cabo los negocios y la manera comunes, protegiéndose de situaciones de discriminación de operar de las empresas. Se espera que se redefina la y fomentando una visión política más inclusiva (Schou y forma en la que las compañías europeas diseñan, produ- Hjelholt, 2018). El concepto de participación derivado de cen, comercializan y generan valor a partir de productos la creación de un espacio digital político es también de y servicios (Bueno Campos, 2017). La economía digital ya suma importancia para el avance de la integración desde es una realidad, aunque su desarrollo potencial es enorme el punto de vista europeo (Broka, 2015). La Unión Europea y se esperan grandes innovaciones en un futuro cerca- es un proyecto de asociación en constante evolución para no. Consecuentemente, la Unión Europea debe prestar afrontar las necesidades generadas por el propio proceso. atención a los progresos de la economía para adecuarse La evolución progresiva de Europa ha alcanzado grandes y asumir de manera efectiva un liderazgo digital que niveles de integración, pero como en cualquier proceso estimule la economía europea, fomente el desarrollo y de crecimiento y profundización, no se ha avanzado en proteja el modo de vida europeo basado en sus valores todos los campos de manera homogénea. Desde una intrínsecos frente a otros modelos de sociedad altamente perspectiva política, la integración se ha encontrado con digitalizados o en plena transformación, pero con visiones obstáculos significativos que han reducido la velocidad sociopolíticas muy dispares. del proceso, y que han retrasado este campo en compa- ración con otras áreas, como la económica (Hanschitz, El fomento del proceso de digitalización de la Unión 2017). El desarrollo digital ayudará a la implementación de Europea crea grandes expectativas de desarrollo econó- un espacio europeo más integrado políticamente, ya que IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 3 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía reduce las distancias y facilita la participación de todos los de bienes, personas, servicios y capitales. Este espacio ciudadanos europeos en el desarrollo político de la Unión común también promueve la protección efectiva de los Europea. El futuro político de Europa pasa por involucrar datos de los usuarios europeos, ahora en manos de multi- estrechamente a los ciudadanos en su desarrollo, elimi- nacionales que se escapan de los controles de los Estados nando barreras para que el entramado político común se miembros. En definitiva, se trata de la creación de un área convierta en una realidad. donde los ciudadanos y las empresas puedan acceder sin problemas a bienes y servicios independientemente de la El desarrollo digital está imbricado en la optimización de ubicación dentro del espacio económico europeo. La ADE recursos y la reducción de costes tanto a nivel privado anticipa un mejor uso de las tecnologías de información como público. Por tanto, la Unión Europea busca acelerar (TIC) para impulsar el empleo, el crecimiento, la compe- un proceso, ya de por sí inevitable, para mejorar la compe- tencia, la inversión y la innovación, y para derribar las titividad económica y el gasto público. Europa se enfrenta barreras que bloquean las oportunidades de un uso más a una cuarta Revolución Industrial basada en el desarrollo extenso de internet. El 90 % de todas las empresas de tecnológico de los últimos años. Las tecnologías avanza- la UE son pequeñas y medianas empresas (PYME) y tan das —como el análisis de datos, la inteligencia artificial solo el 7 % de estas vende en el extranjero. Se espera que (IA), los sistemas automatizados, la computación en la la digitalización del Mercado Único cambie esta situación nube, el internet de las cosas (IdC), los robots, la impre- anómala y expanda la actividad económica europea a sión 3D o el 5G— parecen ofrecer infinitas posibilidades de niveles inimaginables hace tan solo unos años. La Comi- aplicación en casi todos los campos y aspectos de la vida sión Europea estima que la creación del Mercado Digital que marcarán el futuro de Europa y del mundo. Único generará 415.000 millones de euros adicionales a la economía de la UE y el PIB combinado de los Estados Ante esta situación, es necesario analizar el impacto tec- miembros crecerá hasta un 1 % anual, y aproximadamen- nológico en la economía europea y las posibilidades que te un 2 % en combinación con otros pilares de la ADE. ofrece al desarrollo del sector público europeo. El carácter Además, los cálculos de la institución europea indican supranacional de la Unión Europea y su desarrollo políti- que se crearán 1,3 millones de nuevos puestos de trabajo co basado en el concepto jacobino del ciudadano como para 2025, en un momento de crisis generalizada debido centro del sistema político, sin tener en cuenta su nacio- a la pandemia que ha afectado enormemente al mercado nalidad, género, edad o cualquier otra variable, hace de la laboral europeo (Parlamento Europeo, 2019). Un mercado organización un embrión para el desarrollo de la ciudada- único verdaderamente digital generará nuevas oportuni- nía digital. Asimismo, el éxito de la creación e implemen- dades comerciales, promoverá la innovación y fomentará tación del Mercado Único Europeo hace de la adaptación la creación de nuevas empresas. Esta visión idílica se en- digital una premisa. Ambos temas son desarrollados en frenta a numerosos obstáculos, entre los que destaca el este trabajo en busca de una mayor claridad en la actual nacionalismo económico, el poder de las grandes empre- revolución digital que está transformando el mundo y que, sas tecnológicas, la falta de un marco común en materia evidentemente, afecta sobremanera a Europa. impositiva, o la imposición de medidas de efecto equiva- lente a aranceles por parte de los Estados miembros para 1.1. La Agenda Digital para Europa proteger sus intereses particulares. La hercúlea tarea de sobrepasar estas adversidades dependerá enormemente de la situación económica de Europa, donde un crecimien- Teniendo en cuenta que la Estrategia de Lisboa, y su revi- to robusto y continuado comparado con otros actores in- sión introducida en 2005, se agotaron a finales de 2010, ternacionales será un factor fundamental. La receta para la Comisión necesitaba un nuevo marco para afrontar con el éxito es voluntad política para avanzar en la integración éxito las mencionadas posibilidades de futuro, por lo que digital de la económica, reduciendo sus efectos adversos en mayo de 2010 introdujo un nuevo instrumento deno- sobre los agentes económicos y los consumidores. Pero minado Agenda Digital para Europa (ADE). Esta, incluía dicha voluntad puede ser crucialmente influenciada por la entre sus pilares básicos la adecuación del mercado a la situación internacional. Si Estados Unidos o la República revolución tecnológica a través del Mercado Único Digi- Popular China avanzan más que Europa, los gobernantes tal. Esta iniciativa busca una economía digital europea entenderán que la integración digital es una necesidad y sin fronteras en la que se garantice la libre circulación IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 4 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía sacrificarán sus intereses más particulares en aras de un su correcto funcionamiento, como la inteligencia artifi - desarrollo común europeo. Sin embargo, si Europa consi- cial. Regular el acceso y la distribución de dichos datos gue afianzarse en la economía digital global de manera es fundamental para el desarrollo económico sostenible efectiva, sin comunalizar demasiado, estos no tendrán en un Mercado Único Digital. Otros aspectos básicos, son el estímulo necesario para implementar una reforma tan la introducción de estándares europeos. Un mercado relevante y que tendrá un impacto considerable en la eco- requiere de normas comunes para su correcto funciona- nomía europea. miento, de manera que se eviten competencias desleales, discriminaciones y alteraciones artificiales del funciona - La hoja de ruta definida por la Comisión para alcanzar miento basado en la libre competencia, donde los más el Mercado Digital Europeo está basada en tres pilares competitivos sobreviven y los demás desaparecen (Lips, fundamentales sobre los cuales el entramado digital eu- 2020). La selección natural explicada por Darwin puede ropeo descansará en un futuro cercano. El primer pilar, perfectamente aplicarse al desarrollo tecnológico empre- vinculado con el acceso digital, consta de elementos tan sarial, aunque la delicada etapa inicial necesita de cierta destacados como el comercio en internet, la distribución protección y dirección para evolucionar de manera acorde y logística de productos encargados a través de la red, la con los principios sociales europeos. Desde el punto de eliminación del geobloqueo en todo el territorio europeo, vista político, cabe destacar el esfuerzo realizado para el leyes de copyright que protejan a los creadores y fomen- desarrollo del Gobierno digital o gobernanza electrónica, ten la innovación mediante de la creación de un marco que es la aplicación de tecnología para la prestación de regulatorio a nivel europeo y con influencia mundial, y un servicios gubernamentales, el intercambio de informa- tipo de impuesto de valor añadido estándar para toda las ción, las transacciones de comunicación, la integración compañías que trabajan en el Mercado Digital Europeo de varios sistemas independientes entre el Gobierno y el para evitar distorsiones que afecten a la competitividad y, ciudadano, la dirección empresarial, la gestión laboral, así así, eliminar barreras fiscales que afecten a la igualdad de como procesos e interacciones de la parte administrativa condiciones para todos los operadores europeos. dentro de todo el marco gubernamental. Mediante la go- bernanza electrónica, los servicios de la Unión Europea se El siguiente desarrollo pasa por la creación de un entrama- pondrían a disposición de los ciudadanos de una manera do estable que apoye los desarrollos tecnológicos necesa- conveniente, eficiente y transparente (Kerikmäe et al., rios para la implementación del Mercado Único Digital. El 2019). Los tres principales grupos destinatarios se pueden desarrollo de un marco regulatorio común para las grandes distinguir en tres niveles diferentes: el administrativo e empresas tecnológicas de telecomunicación y un marco institucional a nivel europeo, los ciudadanos y las empre- común para los medios de información digital son objetivos sas y los grupos de interés. prioritarios para la Unión Europea, ya que se espera que faciliten un espacio estable en el cual el desarrollo europeo Una vez establecidos los cimientos, su desarrollo hará pueda asentarse. En este mismo capítulo se incluyen ac- posible la implantación de un Mercado Digital europeo ciones para el fomento y la creación de plataformas online que fortalezca el proceso de construcción europea in- a escala europea y aspectos concernientes a la seguridad ternamente, al crear reglas comunes y un espacio digital y los datos personales. Europa busca proteger a sus ciu- sin fronteras entre los Estados miembros. A su vez, exte- dadanos de los efectos perniciosos del desarrollo digital riormente, una Europa digital fuerte protegerá el modo con la creación de una legislación protectora con vocación de vida de esta y de sus ciudadanos frente a gigantes previsora más que correctora. Anticiparse a los problemas tecnológicos extranjeros cuyos parámetros de desarrollo dará más credibilidad al esfuerzo digital de la UE. son discordantes con la visión europea de sociedad. El tercer pilar se basa en aspectos relacionados con la 1.2. Nuevos retos economía y la sociedad, e incluye aspectos importantes diversos, como el mercado de datos, uno de los principales La Unión Europea ha realizado grandes avances adecuán- campos de desarrollo, tanto para la venta como para la dose a las circunstancias socioeconómicas derivadas de producción y la implementación de tecnologías basadas la revolución tecnológica; alguna de sus iniciativas se en algoritmos que necesitan un gran flujo de datos para encuentra en los albores con enormes posibilidades de IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 5 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía desarrollo, otras han fracasado y algunas han sido eficien - control efectivo sobre el mundo digital, aunque partiendo temente implementadas. El Mercado Único Digital presen- desde paradigmas radicalmente dispares y con resulta- ta incontables oportunidades, pero también se enfrenta dos divergentes (Liaropoulos, 2017). a retos significativos que pueden lastrar su desarrollo y anclar el progreso europeo frente a otras zonas del Existen numerosas iniciativas (a menudo descoordinadas) mundo. En primer lugar, hacer que el Mercado Único de la encaminadas a una estrategia legal clara tanto a nivel de Unión Europea se adapte a la era digital requiere derribar la UE como de los Estados miembros. La necesidad de barreras reglamentarias y pasar de los mercados naciona- presentar una estrategia común, respaldada por todos los les individuales a un único código normativo para toda la agentes relevantes involucrados, es un reto que requiere UE. La creación de un marco legal común a nivel europeo una coordinación profunda. El mundo digital está en sus se enfrenta a la oposición del nacionalismo político, que inicios, por tanto, cuanto más avance la legislación a aboga por una autonomía estatal frente a los impulsos escala nacional, mayores serán las divergencias a nivel uniformadores que emanan desde Bruselas. El concepto europeo y más difícil será la integración futura. Ante de la soberanía nacional desempeña un papel relevante este hecho, la Comisión Europea pretende avanzar en la en el proceso de construcción europea desde sus inicios integración antes de que la proliferación de obstáculos hasta la actualidad, desarrollando un juego de equilibrios nacionales ralentice el proceso de manera significativa en entre la cooperación y la integración, entre el interguber- el futuro, rezagando Europa a nivel mundial en un sector namentalismo y el federalismo, entre una comunidad de clave para la economía y la sociedad. Estos pasos podrían Estados independientes y la creación de un espacio común contribuir con 415.000 millones de euros al año al creci- (Iwabuchi, 2019). Por tanto, la Unión Europea, actualmen- miento económico europeo, lo que impulsa el empleo, la te muy integrada, ha evolucionado constantemente desde competencia, la inversión y la innovación en la UE (Giovi- la cooperación hacia la integración, en un proceso difícil- nazzi, 2020), asienta la influencia internacional de Europa mente reversible, pese a las constantes tensiones que, por y protege a los europeos de gigantes mundiales dirigidos ejemplo, han derivado en la salida del Reino Unido de la por Gobiernos totalitarios o que simplemente se guían por UE. El Brexit puede suponer el espaldarazo definitivo para la maximización de beneficios sin cortapisas sociales y la creación de un marco legislativo común en la Europa con contribuciones básicas al desarrollo de las sociedades digital, ya que el país anglosajón era el adalid europeo de donde operan. la cooperación, mostrando constantemente su reticencia a aumentar los niveles de integración a nivel europeo La nueva Europa digital necesita de un marco legal donde (Troitiño et al., 2018). asentarse y expandirse de manera efectiva y respetuosa con los principios que guían a la sociedad europea. Por Otro hecho fundamental para el desarrollo de un acer- tanto, la Unión Europea ha trabajado en este sentido vo común digital es la incapacidad de los Estados para elaborando un primer informe anual sobre la situación influir en el mundo digital, al no poder controlar las gran - del Estado de derecho en la Unión Europea 2020, en el des corporaciones tecnológicas que dominan el mundo que se incluyen cuestiones digitales. El concepto general digital, de manera que imponen sus propias leyes sin del marco europeo enfatiza el desarrollo de la resiliencia cortapisas nacionales incapaces de dictaminar normas económica y del mercado laboral con sostenibilidad eco- de control efectivas. Solo la unión del esfuerzo regulador nómica, social, ambiental e institucional como principio común daría como resultado un espacio suficientemen - rector de las políticas europeas al respecto. Se espera que te relevante para acotar las acciones de los gigantes este acercamiento fomente la convergencia ascendente y de internet dentro de un marco estable que respete el la equidad en la transición hacia una economía climática- modelo de sociedad europeo. Por tanto, el debate sobre mente neutra, al tiempo que se gestionan los desafíos que la soberanía nacional en temas digitales es fútil, porque plantean la digitalización y el cambio demográfico (Co - la única manera de ejercer cierta soberanía de manera misión Europea, 2020). Dada la rápida evolución de este efectiva es mediante la colaboración europea y que las campo, la UE prevé requisitos adicionales para revisar los fronteras del mundo digital sobrepasen las de los Estados desarrollos en los Estados miembros. europeos. Tan solo gigantes como los Estados Unidos o China han mostrado músculo suficiente para ejercer un IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 6 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía 2. Beneficios para el sector patriotismo desde un punto de vista político-cultural. El conjunto de los derechos cedidos por parte de los ciuda- público europeo danos (sujetos políticos) conforma la soberanía. El Estado no es necesariamente el último receptor de esta cesión Pese a que las posibilidades económicas son las más ni es el dueño de la soberanía, sino su gestor público. El plausibles dentro de una revolución tecnológica que crea problema de la soberanía europea puede ser solventado, mercados globalizados, donde las barreras entre produc- o mitigado, con la implementación de soluciones digita- tores y consumidores no están afectadas por las fronteras les para los problemas de los ciudadanos, atrayendo su tradicionales, existen otros campos en los cuales la Unión lealtad al proyecto europeo, al ser la UE más efectiva a la Europea espera unos réditos considerables. Ante el deba- hora de solucionar los problemas ciudadanos (Jabko y Lu- te sobre el carácter de la Unión Europea, económico o po- hman, 2019). Las soluciones digitales pueden incrementar lítico, la realidad proporciona una respuesta híbrida. Por el apoyo a la UE entre los europeos que aun hoy en día tanto, los avances tecnológicos y la implementación del afrontan de manera confusa la creación de una casa co- Mercado Único Digital tienen también ventajas más allá mún por el carácter dual de su lealtad institucional, por un del plano económico, ya de por sí considerable, enfocadas lado, dominada por la racionalidad basada en la gestión hacia el servicio público de los ciudadanos. La Unión Eu- eficaz de los problemas que les atañen y, por otro, pre - ropea está ante una gran oportunidad de mejorar la vida determinada por las emociones emanantes del concepto de sus ciudadanos y, por tanto, de incrementar el apoyo de nación que se confunde con política debido al fomento popular al proyecto de construcción europea. La digitali- del Estado-nación a partir del siglo XIX para atraer de una zación tiene un gran potencial para el desarrollo político manera más efectiva la lealtad de los miembros de la de la institución y para acelerar el proceso de integración sociedad (Hamul’ák, 2016). La UE no puede competir con de manera considerable. Existen campos estratégicos las emociones, pero sí con la racionalidad. Si se muestra cuyo poder de arrastre implica otras políticas y, por tanto, efectiva en la solución de los problemas de los ciudada- son una prioridad para la UE. nos, atraerá suficiente lealtad o apoyo para avanzar en el proceso de integración. Asimismo, incrementar la 2.1. Democracia participación cívica en los asuntos europeos mediante el fomento de herramientas digitales, influirá enormemente Desde el comienzo del proceso de integración, la UE se ha en la creación de la casa de todos los europeos. enfrentado al problema de la capacidad de una entidad supranacional de ejercer de pleno derecho las prerroga- 2.2. Impacto social de la integración tivas de una entidad soberana común. Uno de los cons- digital económica tantes obstáculos para la integración ha sido la reticencia de ciertos Estados y agentes sociales a permitir que la El Mercado Único Digital permitiría a la UE la gestión de ser- soberanía pudiera ser ejercida más allá de lo estatal, que vicios online conectando de forma armónica los sistemas de en numerosos casos es a su vez nacional por la imbrica- información electrónicos del sector público de los Estados ción de dos conceptos diferenciados, Estado y nación. Los miembros y de las propias instituciones europeas, coordi- defensores de esta postura abogan por una cesión mínima nando la gestión, evitando congestiones, diseñando mejores de soberanía a una Europa vinculada orgánicamente con trazados digitales y optimizando las respuestas ante situa- el concepto de cooperación. Pero en cierta manera se ciones de emergencia. Paralelamente, la libre circulación apropian de la soberanía, que en realidad reside en los de personas y mercancías actuales dentro de la Unión ciudadanos de sus Estados (no en sus nacionales, ni en Europea ha creado sistemas viales que transcienden las el propio Estado). Los sujetos políticos son quienes, de fronteras estatales y que necesitan una gestión común para acuerdo con un contrato social, ceden la gestión de su su correcto funcionamiento. La digitalización de la gestión libertad personal al entramado político para la creación permitiría grandes avances y numerosos beneficios para los de reglas comunes que permitan la convivencia armónica ciudadanos como modelos para predecir problemas con la en sociedad de una amalgama variada de individuos. La calidad de la carretera, accidentes de tráfico, problemas de aceptación de dichas reglas por parte de los integrantes velocidad, rentabilidad, etc. (Mihet-Popa y Saponara, 2018). del sistema, los ciudadanos, es lo que se conoce como lealtad institucional desde un punto de vista político, o IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 7 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía El impacto del Mercado Único Digital depende enor- flexibles. Parte de ellas son plataformas de economía co - memente de la capacidad de generar datos suficientes laborativa que se especializan en tareas puramente digi- para la creación de modelos efectivos. La dependencia tales que no requieren presencia física o proximidad entre de datos fiables es enorme y fundamental, lo que coloca trabajadores y sus clientes —mercados laborales en línea—. a Europa por delante de otros gigantes mundiales, gra- Todos los sectores —desde especialistas en la tecnología cias al avance del sector europeo en comparación con de la información (TI) hasta taxistas o repartidores de ali- competidores internacionales. Esta ventaja es temporal, mentos, incluyendo todos los grupos de edad— muestran ya que la generación de datos es una prioridad global una tendencia creciente y transfronteriza. Este carácter y las inversiones son significativas a escala planetaria, supraestatal de la economía digital crea numerosos pro- constatando la máxima de que la información es poder. blemas de control por parte de las autoridades de los Es- La Unión Europea tiene como prioridad invertir en la tados individuales, una disfunción que puede ser resuelta generación de datos por su potencial y por la necesidad con una gestión común. Por tanto, la gestión en Europa no inherente de estos. La idea es simple: la generación de conlleva un socavamiento de la soberanía de los Estados datos es más rentable y efectiva a gran escala, por lo que miembros, ya que estos carecen del poder necesario para parece adecuado que sea la UE quien se encargue de hacer efectiva dicha soberanía en el contexto de la eco- este aspecto crucial para el futuro más que los Estados nomía digital (Joamets y Chochia, 2020). El liderazgo eu- miembros, capaces de generar bases de datos menores. ropeo en el control y la regulación de la economía digital Como ejemplo ilustrativo, vemos cómo la Política Agraria no es solamente recomendable, sino una necesidad básica Común, dependiente de la Unión Europea, necesita de una para el correcto funcionamiento del sistema político y so- gran cantidad de datos para incrementar su efectividad y cial de sus miembros. proteger el medio rural europeo en todas sus dimensio- nes. El análisis para determinar el estado y la calidad de la La situación laboral de los trabajadores de la economía tierra utilizada en labores agrícolas y ganaderas se realiza digital en la UE/EEA ha sido analizada por la Comisión más efectivamente por satélite, por lo que sería más sabio Europea, y ha arrojado datos que refuerzan la necesidad emplear un satélite único europeo a que cada miembro de una acción común. El estudio se ha centrado en las utilice su propio satélite. Le generación de datos también restricciones aplicables a las aplicaciones de transporte es indispensable para una gestión eficaz del sistema sani - compartido y entrega de comida, lo que ha revelado la tario y la posibilidad de analizar las necesidades médicas gran cantidad de factores de impacto y partes interesa- de un paciente y donde pueden ser mejor atendidas de das. Mientras que algunos países europeos favorecen acuerdo con los recursos disponibles. La implementación regulaciones laborales estrictas, otros intentan definir de un sistema digital de coordinación sanitario será de «una tercera categoría de trabajadores» o luchan por máxima importancia para la Unión Europea por su claro atraer innovaciones. En países como Alemania, Austria, beneficio para los ciudadanos, la mejora de su salud, la Dinamarca, Finlandia, Francia Suecia y Suiza, los emplea- optimización de recursos y la planificación racional (Pa - dos de la economía digital se consideran empleados de drón, 2018). Aunque los obstáculos son numerosos en la empresa con todas las consecuencias legales. Esto im- este tema, debido a la fuerte identificación de los países plica el pago de impuestos sociales, el control del Estado con su sistema sanitario como parte transcendente de su sobre las relaciones laborales que se tienen que adecuar identidad común, de su imaginario colectivo. En cualquier a la legislación pertinente sin existir una tercera catego- caso, todos estos ejemplos apuntan en la misma dirección: ría de trabajadores. Asimismo, en este grupo de países Europa afronta grandes retos en términos de integración existe una fuerte presión por parte de los sindicatos para digital, pero ofrece grandes posibilidades para avanzar regular estas relaciones laborables. Un segundo grupo positivamente en el proceso de integración por los benefi - de países incluye el Benelux, España, Hungría, Italia, Is- cios potenciales que puede ofrecer a sus ciudadanos. landia, Noruega, Polonia, Portugal y la República Checa, donde se han introducido ciertas restricciones a la eco- La economía digital es un fenómeno nuevo y aún desco- nomía digital en materia laboral, con una tendencia hacia nocido que se refleja en el crecimiento exponencial de la creación de estándares comunes. Aunque se esperan las plataformas en línea que utilizan trabajadores que no resoluciones judiciales futuras sobre la gestión laboral de tienen un empleo a tiempo completo y que tienen horarios la economía digital, por los numerosos casos presentados IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 8 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía ante los tribunales nacionales. Existe una emergente ter- Parlamento presenta diversos problemas que podrían ser cera categoría de trabajadores que cuentan con ciertos fácilmente resueltos desde una perspectiva digital. derechos laborables, por ejemplo, un número máximo de horas o un seguro sanitario, aunque todavía existe un En sus inicios, el Parlamento Europeo (PE) estaba locali- debate político-social al respecto. Por último, existe un zado en Luxemburgo, pero la negativa del Gran Ducado tercer grupo de países, que incluye a Bulgaria, Chipre, a acoger más instituciones, pero sin perder las ya ad- Croacia, Eslovaquia, Estonia, Grecia, Letonia, Lituania y quiridas, derivó en la creación de múltiples sedes para Rumanía, sin una legislación suficientemente definida aquel. Francia acogió la sede de las reuniones plenarias sobre el estatus de los trabajadores de la economía di- en Estrasburgo, ciudad símbolo de la paz entre Alemania gital, pudiéndose equiparar con la figura de trabajadores y Francia, ya que fue foco de conflicto entre ambas enti - autónomos, por lo que los pagos de impuestos sociales dades en el pasado. A su vez, las oficinas principales del no conciernen a la plataforma digital que emplea a los PE se situaron en Bruselas, centro neurálgico de la Unión trabajadores (Berg et al., 2018). Europea, por motivos meramente logísticos. Más allá de las lógicas nacionalistas, y en cierta manera obsoletas, Estas divergencias en el incipiente mercado digital están la sede del Parlamento Europeo debería contar con un creando una alteración del actual Mercado Único Europeo, único emplazamiento, Bruselas, el centro de la toma de porque pese a que haya reglas laborables especificas en decisiones real de la Unión. En la actualidad, los servicios cada país y no sea una prerrogativa europea legislar al del PE se dividen en tres ciudades, Bruselas, Estrasbur- respecto, vemos cómo estas plataformas funcionan en go y Luxemburgo. La digitalización de los servicios y la Europa, lo que produce una distorsión en el sistema que burocracia parlamentaria reduciría estas localizaciones a puede alterar de manera importante la competitividad de dos, y reduciría enormemente los traslados de los parla- las economías de los países miembros. Una armonización mentarios y sus equipos y el transporte de toneladas de total europea en este campo es hartamente improbable informes entre estas tres localizaciones. El traslado desde por los vínculos de la política laboral con el sistema so- Estrasburgo a Bruselas, para conseguir la sede única, es cial. Sin embargo, la disfunción actual puede ser resuelta un problema político en el que la digitalización solo puede con la introducción de una postura general común ante mitigar sus efectos perniciosos, pero no solventarlo. el reto planteado por la economía digital, que solo puede ser implementado con la creación de un Mercado Único En lo referente a las elecciones al Parlamento Europeo, Digital. Los estándares comunes servirán para que las en la actualidad se rigen de acuerdo con las normas esta- divergencias entre las distintas economías se reduzcan y tales pertinentes, lo que crea divergencias considerables potencien la convergencia a escala europea, pero permi- en el sistema. Por ejemplo, en lo que respecta a la edad tiendo diferencias significativas según las necesidades y de votación, que es de dieciséis en Austria y se fija en los los modelos imperantes en cada país. dieciocho en el resto de los países miembros, se producen diferencias entre los ciudadanos europeos dentro de un marco político común. Existen algunas reglas europeas, pero las diferencias son todavía considerables y reducen 3. La digitalización la eficiencia del sistema a la hora de generar un demos de las instituciones europeo, un cuerpo elector europeo. Si el Parlamento Eu- ropeo fuera elegido por los ciudadanos europeos, ya que democráticas europeas representa a los ciudadanos de Europa, se debería contar con un procedimiento común en sus elecciones. La imple- El Parlamento Europeo es una de las instituciones centra- mentación de un sistema electoral único basado en un les de la Unión Europea. Su evolución, en términos de rele- sistema de votación digital (siguiendo el ejemplo de países vancia en el entramado institucional de esta, es constante. como Estonia) subsanaría este problema y fomentaría la, Partiendo de una mera asamblea consultativa a inicios del hasta favorecer la igualdad entre todos los ciudadanos proceso de integración europea, ha evolucionado hacia europeos. Los principales obstáculos nacen de la negativa un parlamento democrático que representa a los ciuda- de los propios Estados miembros a abandonar sus tradi- danos de la Unión Europea y participa activamente en la ciones electorales en aras de un bien común (de solución aprobación de leyes. No obstante, el proceso evolutivo del IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 9 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía política), y de la barrera a la que se enfrentarían aquellos UE bajo el control del Parlamento europeo. Es extraño que ciudadanos no familiarizados con el mundo digital. Por muchas medidas no se discutan en Europa cuando tienen tanto, un acercamiento híbrido, en el que se mantiene el una influencia determinante sobre los ciudadanos de la voto presencial y se introduce el voto digital, supondría Unión Europea. Si el Parlamento Europeo pudiera organi- una transición moderada hacia un modelo más sostenible zar referéndums europeos, la gente sentiría la presencia desde el punto de vista de participación ciudadana. de esta institución mucho más, y que su opinión está representada. Dado que la UE no es un Estado nacional, Otro de los obstáculos relevantes para la implementación los referéndums europeos deberían ser más restrictivos de una democracia más efectiva en Europa está relaciona- y respetar el equilibrio de poder de las instituciones eu- do con la carencia de partidos políticos a escala europea. ropeas, y por tanto la aprobación del Consejo debería ser Las elecciones europeas están dominadas por los partidos obligatoria. La logística es otro de los factores que influ - políticos nacionales, por tanto, la discusión durante la yen negativamente en el desarrollo de referéndums en campaña está más centrada en los problemas de ámbito Europa, algo fácilmente salvable con la estructura digital estatal que en los problemas y las prioridades europeas. adecuada. La Europa digital daría voz a los ciudadanos, Teniendo en cuenta que los Estados miembros ya se aunque sin caer en los excesos de la democracia ate- encuentran representados en el Consejo, el Parlamento niense, sino respetando los límites legales y el equilibrio Europeo debería trabajar de acuerdo con los intereses institucional. europeos, obviando las necesidades particulares de cada Estado. Por lo tanto, son necesarios los partidos políticos Por último, la revolución digital está en condiciones de europeos para priorizar las acciones a escala europea. contribuir significativamente a la reducción de la corrup - Como solución, se podría implementar un sistema donde ción y la mala administración en el Parlamento Europeo. solo los partidos presentes en al menos el 40 % del terri- La reforma digital de este supondría una mayor claridad y torio de la Unión, o en áreas donde más del 40 % de la un menor índice de mala praxis. A mayor claridad y acceso población europea resida, podrían presentarse a las elec- a la información por parte de los ciudadanos, menor es el ciones europeas. Esto obligaría a la creación de partidos riesgo de corrupción entre los representantes políticos de políticos europeos sobre la base de los nacionales, pero los europeos, ya que sus acciones serían más públicas y se su perspectiva sería mucho más europea, ya que se cen- reduciría el margen de maniobras opacas. trarían en las cuestiones comunes a la Unión Europea, y más independiente de los problemas particulares de cada Tras lo aquí expuesto, parece razonable que el Parlamento miembro. Las dificultades geográficas para implementar Europeo acometa una transformación digital profunda este sistema serian fácilmente evitables con la creación de para afrontar de manera eficiente los retos del siglo XXI y plataformas digitales políticas europeas. De igual manera, cumplir así con las expectativas generadas por el proce- la barrera lingüística podría ser evitada con la creación de so de construcción europea en su vertiente más política páginas webs en distintos idiomas de una manera sencilla. (Floridi, 2020). La creación de eventos en línea solventaría el problema de las distancias. Es evidente que un acercamiento digital En lo referente al desarrollo normativo de la Europa di- facilitaría la creación de entidades políticas en Europa, gital, el PE tiene una gran influencia debido a su peso en aunque con el riesgo de abandonar a aquellos sin las el proceso legislativo europeo. El procedimiento de code- capacidades ni el interés necesarios para participar digi- cisión se introdujo por primera vez en 1992 y su uso se talmente. Por tanto, el nivel de educación y capacitación amplió en 1999. Con la adopción del Tratado de Lisboa, la de los europeos en lo digital debe ser potenciado desde la codecisión pasó a denominarse procedimiento legislativo Unión Europea antes de implementar un paso tan impor- ordinario y se convirtió en el principal procedimiento de tante y con consecuencias políticas fundamentales para toma de decisiones para la adopción de la legislación de los ciudadanos europeos. la UE. Se aplica en unos 85 ámbitos de actuación y la res- ponsabilidad final recae en el PE y en el Consejo de la UE. En relación con la participación ciudadana, un tema que Si una propuesta legislativa es rechazada en cualquiera de puede generar grandes sinergias a nivel europeo, es la las fases del procedimiento o si el Parlamento Europeo y convocatoria de referéndums europeos sobre temas de la el Consejo no pueden llegar a una solución transaccional, IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 10 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía la propuesta no se adopta y se da por concluido el pro- fuerzas a nivel europeo para garantizar la transformación cedimiento (Frosio, 2017). La revolución digital supondría digital homogénea, sin vencedores ni perdidos, dedicán- aligerar el proceso, comúnmente atacado por su falta de dose recursos adecuados al Mercado Digital Único y su agilidad, e intensificar las relaciones del PE y el Consejo culminación. Es importante resaltar el compromiso de la de manera digital. UE en el desarrollo digital y su convergencia con los valo- res de la Unión y los derechos fundamentales. La Unión Europea cuenta con los instrumentos para convertirse en un líder mundial de un nuevo equilibrio internacional, Conclusiones donde las nuevas tecnologías desempeñarán un papel relevante. La incapacidad del nacionalismo de compartir La Unión Europea afronta un reto sin precedentes en tér- más soberanía nacional en Europa puede ser contrarres- minos de evolución marcado por el desarrollo tecnológico. tada por la complejidad del mundo digital, que alejará del La organización avanza, aunque se enfrente a poderosos debate populista la conveniencia de un manejo común. obstáculos que amenazan un desarrollo y una ejecución Aunque la lógica no lo es todo en las relaciones sociales y conjuntos que maximizarían las acciones comunes y la UE tiene que mantenerse firme en su estrategia actual. dotarían a la organización de relevancia internacional, bienestar económico e independencia interna. La conectividad internacional del Mercado Digital Único es una premisa básica para su maximización y es ahí donde La UE tiene una sólida base científica e industrial sobre la las relaciones digitales con América Latina son fundamen- que construir, con laboratorios de investigación líderes y tales. Para fomentar esa conexión, la UE debe fomentar la universidades destacadas mundialmente, así como nume- interdisciplinariedad en proyectos e innovación (medicina rosas empresas innovadoras. Tiene un marco legal integral online, inteligencia artificial en el mercado laboral) con los que protege a los consumidores al tiempo que promueve socios iberoamericanos, apoyar las capacitaciones trans- la innovación y está avanzando en la creación de un Mer- fronterizas sobre GDPR y GovTech, facilitar la publicación cado Único Digital. Los ingredientes principales están ahí conjunta en revistas altamente indexadas e invitarse mu- para que la UE se convierta en un líder en la revolución tuamente a foros (online) y grupos de expertos para un tecnológica mundial, a su manera y en función de sus va- mayor desarrollo de las relaciones digitales entre ambas lores. El enfoque digital descrito en este capítulo muestra áreas. el camino que Europa quiere seguir y la necesidad de unir IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 11 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía Referencias bibliográficas BARNES, S. J. (2020). «Information management research and practice in the post-COVID-19 world». En: International Journal of Information Management, núm. 55, págs. 102-175 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.1016/j.ijinfomgt.2020.102175 BERG, J.; FURRER, M.; HARMON, E.; RANI, U.; SILBERMAN, M. S. (2018). Digital labour platforms and the future of work: Towards decent work in the online world. Ginebra: International Labour Office. BROKA, S. (2015). Nākotnes perspektīvas suverēnās labklājības fondu darbībā Persijas Līča Sadarbības padomes reģionā. BUENO CAMPOS, E. (2017). El análisis organizativo de la empresa en la economía digital. COMISION EUROPEA (2020). «Informe anual sobre la situación del Estado de derecho en la Unión Eu- ropea» [en línea]. Disponible en: https://ec.europa.eu/info/policies/justice-and-fundamental-rights/ upholding-rule-law/rule-law/rule-law-mechanism/2020-rule-law-report_es [Fecha de consulta: 12 de enero de 2021]. CHRISTOU, G. (2019). «The collective securitisation of cyberspace in the European Union». En: West European Politics, vol. 42, núm. 2, págs. 278-301 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.1080/01402382 .2018.1510195 FLORIDI, L. (2020). «The fight for digital sovereignty: What it is, and why it matters, especially for the EU». En: Philosophy & Technology, vol. 33, núm. 3, págs. 369-378 [en línea]. DOI: https://doi. org/10.1007/s13347-020-00423-6 FROSIO, G. F. (2017). «Reforming intermediary liability in the platform economy: a European digital sin- gle market strategy». En: Nw. UL Rev. Online, vol. 112, núm. 18 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.2139/ ssrn.3009155 FUNDACIÓN TELEFÓNICA (2020). Sociedad Digital en España 2019. Fundación Telefónica. GIBADŁO, L. (2020). «Coronapresidency»: German Priorities for the Presidency of the Council of the EU. GIOVINAZZI, E. (2020). European Union fit for the digital age: a transformation that benefits all citizens . HAMUL’ÁK, O. (2016). National sovereignty in the European Union: View from the Czech perspective [en línea]. Springer. DOI: https://doi.org/10.1007/978-3-319-45351-4 HANSCHITZ, G. (2017). Digitalization of Politics and Elections [en línea]. DOI: https://doi.org/10.1007/978- 3-319-06091-0_3-1 HOFFMANN, T., & PRAUSE, G. (2018). «On the regulatory framework for last-mile delivery robots». En: Machines, vol. 6, núm. 3, pág. 33 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.3390/machines6030033 IWABUCHI, K. (2019). «Globalization, Digitalization, and Renationalization: Some Reflections from Ja - panese Cases». En: Situations, vol. 12, núm. 1, págs. 1-22. JABKO, N.; LUHMAN, M. (2019). «Reconfiguring sovereignty: crisis, politicization, and European in - tegration». En: Journal of European Public Policy, vol. 26, núm. 7, págs. 1037-1055 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.1080/13501763.2019.1619190 JOAMETS, K.; CHOCHIA, A. (2020). «Artificial Intelligence and Its Impact on Labour Relations in Esto - nia». En: Slovak Journal of Political Sciences, vol. 20, núm. 2, págs. 255-277 [en línea]. DOI: https:// doi.org/10.34135/sjps.200204 KASPER, A.; VERNYGORA, V. A. (2020). Towards a ‘cyber Maastricht’: Two steps forward, one step back. IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 12 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía KERIKMÄE, T.; TROITIÑO, D. R.; SHUMILO, O. (2019). «An idol or an ideal? A case study of Estonian e-Governance: Public perceptions, myths and misbeliefs». En: Acta Baltica Historiae et Philosophiae scientiarum, vol. 7, núm. 1, págs. 71-80 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.11590/abhps.2019.1.05 LIAROPOULOS, A. N. (2017). «Cyberspace governance and state sovereignty». En: Democracy and an Open-Economy World Order, págs. 25-35 [en línea]. Springer, Cham. DOI: https://doi.org/10.1007/978- 3-319-52168-8_2 LIPS, W. (2020). «The EU Commission’s digital tax proposals and its cross-platform impact in the EU and the OECD». En: Journal of European Integration, vol. 42, núm. 7, págs. 975-990 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.1080/07036337.2019.1705800 MARTÍN DE LA GUARDIA, R.; PÉREZ SÁNCHEZ, G. (2001). Historia de la integración europea. Barcelo- na: Ariel. MARTÍNEZ RAMÍL, P. (2017). Donald Trump, un análisis comparativo del discurso populista en EE. UU. MAZZUCATO, M. (2018). Mission-oriented research & innovation in the European Union. MIHET-POPA, L.; SAPONARA, S. (2018). «Toward green vehicles digitalization for the next generation of connected and electrified transport systems». En: Energies, vol. 11, núm. 11, pág. 3124 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.3390/en11113124 OUTEDA, C. C. (2001). El proceso de constitucionalización de la Unión Europea: de Roma a Niza, núm. 3. Santiago de Compostela: Universidad Santiago de Compostela. PADRÓN, N. A. (2018). «De los algoritmos a la salud. La inteligencia artificial en la atención sanitaria». En: Revista de Occidente, núm. 446, págs. 63-75. PARLAMENTO EUROPEO (2019). «Una agenda digital para Europa». Fichas Temáticas sobre la Unión Europa [en línea]. Disponible en: http://www.europarl.europa.eu/factsheets/es/sheet/64/una-agen- da-digital-para-europa [Fecha de consulta: 12 de enero de 2021]. PULERI, M. (2020). «Engaging with European (Dis-)Integration: Russia in Dialogue with Europe/s». En: Rekindling the Strong State in Russia and China, págs. 298-322 [en línea]. Brill. DOI: https://doi. org/10.1163/9789004428898_015 SCHOU, J.; HJELHOLT, M. (2018). Digitalization and public sector transformations [en línea]. Springer. DOI: https://doi.org/10.1007/978-3-319-76291-3 TROITIÑO, D. R.; KERIKMÄE, T.; CHOCHIA, A. (eds.) (2018). Brexit: History, reasoning and perspectives. Springer. TROITIÑO, D. R.; KERIKMÄE, T.; DE LA GUARDIA, R. M.; SÁNCHEZ, G. Á. P. (eds.) (2020). The EU in the 21st Century: Challenges and Opportunities for the European Integration Process [en línea]. Springer Nature. DOI: https://doi.org/10.1007/978-3-030-38399-2 VAN NOORDT, C.; MISURACA, G. (2020). «Exploratory Insights on Artificial Intelligence for Government in Europe». En: Social Science Computer Review [en línea]. DOI: https://doi. org/10.1177/0894439320980449 ZEKOS, G. I. (2021). «E-Globalization and Digital Economy». En: Economics and Law of Artificial Intelli - gence, págs. 13-66 [en línea]. Cham: Springer. DOI: https://doi.org/10.1007/978-3-030-64254-9_2 IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 13 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía Cita recomendada RAMIRO TROITIÑO, David (2021). «La “Década Digital” de la Unión Europea: Desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía». IDP. Revista de Internet, Derecho y Política. Núm. 34. UOC [Fecha de consulta: dd/mm/aa] http://dx.doi.org/10.7238/idp.v0i34.387532 Los textos publicados en esta revista están —si no se indica lo contrario— bajo una licencia Reconocimiento-Sin obras derivadas 3.0 España de Creative Commons. Puede copiarlos, distribuirlos y comunicarlos públicamente siempre que cite su autor y la revista y la institu- ción que los publica (IDP. Revista de Internet, Derecho y Política; UOC); no haga con ellos obras derivadas. La licencia completa se puede consultar en: http://creativecommons.org/ licenses/by-nd/3.0/es/deed.es. Sobre el autor David Ramiro Troitiño Universidad Tecnológica de Tallin (TalTech) david.troitino@taltech.ee Licenciado en Historia, Ciencias Políticas y Dirección y Administración de Empresas. Doctor en Historia Contemporánea en el programa de Estudios de la Unión Europea de la Universidad de Salamanca. Profesor titular de la Universidad Tecnológica de Tallin, Estonia, desde 2017. Anteriormente, docente en las universidades de Tartu, Concordia y Audentes, también localizadas en Estonia. Autor y coor- dinador de 5 libros académicos relacionados con la Unión Europea. Asimismo, autor o coautor de 122 artículos científicos publicados en revistas académicas internacionales indexadas. Líder de los siguientes proyectos europeos: Módulo Jean Monnet VERT672 «Functional Capacity of the European Union (1.09.2014-31.08.2017)»; VEU624 «WEBDATANET: web-based data-collection - methodological challenges, solutions and implementations (16.06.2011-15.06.2015)», David Ramiro Troitiño, Tallinn University of Technology, School of Business and Governance, Department of International Relations, Chair of European Studies; VEU20036 «Remember Nansen- migration, refugees and humanitarian aid (1.01.2021-30.06.2022)». Experto examinador de la Comisión Europea para la evaluación de proyectos. Conferenciante en Chile, Perú, Argentina, Colombia, España, Chipre, Turquía, Italia, Alemania, Letonia, Rusia, Malasia y Camboya. ORCID: https://orcid.org/0000-0002-0542-5724 IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 14 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya http://www.deepdyve.com/assets/images/DeepDyve-Logo-lg.png IDP Revista de Internet Derecho y Política Unpaywall

La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía

IDP Revista de Internet Derecho y PolíticaDec 13, 2021

Loading next page...
 
/lp/unpaywall/la-d-cada-digital-de-la-uni-n-europea-desarrollos-e-impactos-sobre-su-rOTCgxLc64

References

References for this paper are not available at this time. We will be adding them shortly, thank you for your patience.

Publisher
Unpaywall
ISSN
1699-8154
DOI
10.7238/idp.v0i34.387532
Publisher site
See Article on Publisher Site

Abstract

The European Union (EU) is an organisation in continuous evolution since its creation in the middle of the 20th century. Its ability to adapt to the needs generated by the integration process is commen- dable. The EU has overcome imposing obstacles, such as the crisis derived from the rejection of the European Defence Community and the European Political Union, the active opposition of a political titan such as French President de Gaulle, various economic and monetary crises, the Brexit and the rise of populism. The EU has consistently overcome the crises that affected it by introducing common stabilising elements introduced by the integration process, creating more Europe. The EU is currently facing new challenges, the adaptation to the outstanding technological progress that will influence the prevailing model of society in the coming decades. Faced with this task, the EU wants to create a Digital Single Market for Europe, among other initiatives, which will obviously have a substantial influence on economic relations between its members and also internationally. This research focuses on the analysis of European developments around the digital environment and its influence on the own essence of the organisation. Keywords digital Europe; digital trade; digital development of the EU IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 2 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía 1. La digitalización y la mico; se estima que intensificando el proceso se podrían añadir 2500 millones de euros al PIB de la UE para automatización como desafíos 2025, una cantidad considerable para tan corto periodo para la Unión Europea (UE) de tiempo. Además, teniendo en cuenta la pandemia generada por la COVID-19, el proceso de digitalización De acuerdo con la definición proporcionada por la Comi - económica se ha intensificado de manera natural como sión Europea sobre Tecnologías Habilitadoras Clave (THC) respuesta a los problemas de movilidad generados por en 2009, se incluyen en esta categoría tecnologías van- las restricciones impuestas para frenar la pandemia guardistas tan diversas como la micro y nanoelectrónica, (Barnes, 2020). Paralelamente, se ha intensificado la ne - la biotecnología industrial, los materiales avanzados, la cesidad de la Unión Europea, no ya de liderar el proceso, fotónica y las tecnologías de fabricación avanzadas. Se sino de adaptarse a este de la manera más rápida y efec- estima que actualmente el mercado global de las THC tiva, para hacer frente a otros actores internacionales, supera los mil millones de euros de facturación, por lo especialmente Estados Unidos y la República Popular que ya en el presente tiene un impacto significativo en la China (Puleri, 2020). economía europea. El sector privado no es el único que se ve inmerso en el El desarrollo de nuevas tecnologías, en todas sus vertien- proceso de digitalización de la sociedad, también se con- tes, cambiará radicalmente la vida de los ciudadanos eu- jetura que el sector público se beneficie enormemente ropeos a corto plazo, y la Unión Europea debe adaptarse de un uso más amplio de las nuevas tecnologías digita- al cambio (Telefónica, 2020). Por tanto, la organización les. Las tecnologías de la información y la comunicación supranacional europea prioriza la integración digital (TIC) permiten que el sector opere de una manera más dentro de un marco social más amplio para un desarrollo transparente y eficaz, ya que contribuye a la reducción equilibrado del proceso de integración europea. de la corrupción mediante un control de las actividades públicas más transparente. Asimismo, son relevantes En este sentido, ya se aprecia cómo está cambiando la las posibilidades de participación política que ofrece el forma en la que los ciudadanos europeos se comunican, proceso de digitalización, al permitir que los ciudada- trabajan y usan los servicios de salud, por nombrar al- nos —incluidas las minorías, los habitantes de las zonas gunos ejemplos más notorios. Estos cambios no son solo rurales, los discapacitados, o cualquier otro grupo en sociales, sino que también están fuertemente vinculados riesgo de exclusión— tengan acceso digital a la vida po- al desarrollo económico; en los próximos años cambiará la lítica, incrementando así su participación en los asuntos forma en la que se llevan a cabo los negocios y la manera comunes, protegiéndose de situaciones de discriminación de operar de las empresas. Se espera que se redefina la y fomentando una visión política más inclusiva (Schou y forma en la que las compañías europeas diseñan, produ- Hjelholt, 2018). El concepto de participación derivado de cen, comercializan y generan valor a partir de productos la creación de un espacio digital político es también de y servicios (Bueno Campos, 2017). La economía digital ya suma importancia para el avance de la integración desde es una realidad, aunque su desarrollo potencial es enorme el punto de vista europeo (Broka, 2015). La Unión Europea y se esperan grandes innovaciones en un futuro cerca- es un proyecto de asociación en constante evolución para no. Consecuentemente, la Unión Europea debe prestar afrontar las necesidades generadas por el propio proceso. atención a los progresos de la economía para adecuarse La evolución progresiva de Europa ha alcanzado grandes y asumir de manera efectiva un liderazgo digital que niveles de integración, pero como en cualquier proceso estimule la economía europea, fomente el desarrollo y de crecimiento y profundización, no se ha avanzado en proteja el modo de vida europeo basado en sus valores todos los campos de manera homogénea. Desde una intrínsecos frente a otros modelos de sociedad altamente perspectiva política, la integración se ha encontrado con digitalizados o en plena transformación, pero con visiones obstáculos significativos que han reducido la velocidad sociopolíticas muy dispares. del proceso, y que han retrasado este campo en compa- ración con otras áreas, como la económica (Hanschitz, El fomento del proceso de digitalización de la Unión 2017). El desarrollo digital ayudará a la implementación de Europea crea grandes expectativas de desarrollo econó- un espacio europeo más integrado políticamente, ya que IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 3 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía reduce las distancias y facilita la participación de todos los de bienes, personas, servicios y capitales. Este espacio ciudadanos europeos en el desarrollo político de la Unión común también promueve la protección efectiva de los Europea. El futuro político de Europa pasa por involucrar datos de los usuarios europeos, ahora en manos de multi- estrechamente a los ciudadanos en su desarrollo, elimi- nacionales que se escapan de los controles de los Estados nando barreras para que el entramado político común se miembros. En definitiva, se trata de la creación de un área convierta en una realidad. donde los ciudadanos y las empresas puedan acceder sin problemas a bienes y servicios independientemente de la El desarrollo digital está imbricado en la optimización de ubicación dentro del espacio económico europeo. La ADE recursos y la reducción de costes tanto a nivel privado anticipa un mejor uso de las tecnologías de información como público. Por tanto, la Unión Europea busca acelerar (TIC) para impulsar el empleo, el crecimiento, la compe- un proceso, ya de por sí inevitable, para mejorar la compe- tencia, la inversión y la innovación, y para derribar las titividad económica y el gasto público. Europa se enfrenta barreras que bloquean las oportunidades de un uso más a una cuarta Revolución Industrial basada en el desarrollo extenso de internet. El 90 % de todas las empresas de tecnológico de los últimos años. Las tecnologías avanza- la UE son pequeñas y medianas empresas (PYME) y tan das —como el análisis de datos, la inteligencia artificial solo el 7 % de estas vende en el extranjero. Se espera que (IA), los sistemas automatizados, la computación en la la digitalización del Mercado Único cambie esta situación nube, el internet de las cosas (IdC), los robots, la impre- anómala y expanda la actividad económica europea a sión 3D o el 5G— parecen ofrecer infinitas posibilidades de niveles inimaginables hace tan solo unos años. La Comi- aplicación en casi todos los campos y aspectos de la vida sión Europea estima que la creación del Mercado Digital que marcarán el futuro de Europa y del mundo. Único generará 415.000 millones de euros adicionales a la economía de la UE y el PIB combinado de los Estados Ante esta situación, es necesario analizar el impacto tec- miembros crecerá hasta un 1 % anual, y aproximadamen- nológico en la economía europea y las posibilidades que te un 2 % en combinación con otros pilares de la ADE. ofrece al desarrollo del sector público europeo. El carácter Además, los cálculos de la institución europea indican supranacional de la Unión Europea y su desarrollo políti- que se crearán 1,3 millones de nuevos puestos de trabajo co basado en el concepto jacobino del ciudadano como para 2025, en un momento de crisis generalizada debido centro del sistema político, sin tener en cuenta su nacio- a la pandemia que ha afectado enormemente al mercado nalidad, género, edad o cualquier otra variable, hace de la laboral europeo (Parlamento Europeo, 2019). Un mercado organización un embrión para el desarrollo de la ciudada- único verdaderamente digital generará nuevas oportuni- nía digital. Asimismo, el éxito de la creación e implemen- dades comerciales, promoverá la innovación y fomentará tación del Mercado Único Europeo hace de la adaptación la creación de nuevas empresas. Esta visión idílica se en- digital una premisa. Ambos temas son desarrollados en frenta a numerosos obstáculos, entre los que destaca el este trabajo en busca de una mayor claridad en la actual nacionalismo económico, el poder de las grandes empre- revolución digital que está transformando el mundo y que, sas tecnológicas, la falta de un marco común en materia evidentemente, afecta sobremanera a Europa. impositiva, o la imposición de medidas de efecto equiva- lente a aranceles por parte de los Estados miembros para 1.1. La Agenda Digital para Europa proteger sus intereses particulares. La hercúlea tarea de sobrepasar estas adversidades dependerá enormemente de la situación económica de Europa, donde un crecimien- Teniendo en cuenta que la Estrategia de Lisboa, y su revi- to robusto y continuado comparado con otros actores in- sión introducida en 2005, se agotaron a finales de 2010, ternacionales será un factor fundamental. La receta para la Comisión necesitaba un nuevo marco para afrontar con el éxito es voluntad política para avanzar en la integración éxito las mencionadas posibilidades de futuro, por lo que digital de la económica, reduciendo sus efectos adversos en mayo de 2010 introdujo un nuevo instrumento deno- sobre los agentes económicos y los consumidores. Pero minado Agenda Digital para Europa (ADE). Esta, incluía dicha voluntad puede ser crucialmente influenciada por la entre sus pilares básicos la adecuación del mercado a la situación internacional. Si Estados Unidos o la República revolución tecnológica a través del Mercado Único Digi- Popular China avanzan más que Europa, los gobernantes tal. Esta iniciativa busca una economía digital europea entenderán que la integración digital es una necesidad y sin fronteras en la que se garantice la libre circulación IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 4 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía sacrificarán sus intereses más particulares en aras de un su correcto funcionamiento, como la inteligencia artifi - desarrollo común europeo. Sin embargo, si Europa consi- cial. Regular el acceso y la distribución de dichos datos gue afianzarse en la economía digital global de manera es fundamental para el desarrollo económico sostenible efectiva, sin comunalizar demasiado, estos no tendrán en un Mercado Único Digital. Otros aspectos básicos, son el estímulo necesario para implementar una reforma tan la introducción de estándares europeos. Un mercado relevante y que tendrá un impacto considerable en la eco- requiere de normas comunes para su correcto funciona- nomía europea. miento, de manera que se eviten competencias desleales, discriminaciones y alteraciones artificiales del funciona - La hoja de ruta definida por la Comisión para alcanzar miento basado en la libre competencia, donde los más el Mercado Digital Europeo está basada en tres pilares competitivos sobreviven y los demás desaparecen (Lips, fundamentales sobre los cuales el entramado digital eu- 2020). La selección natural explicada por Darwin puede ropeo descansará en un futuro cercano. El primer pilar, perfectamente aplicarse al desarrollo tecnológico empre- vinculado con el acceso digital, consta de elementos tan sarial, aunque la delicada etapa inicial necesita de cierta destacados como el comercio en internet, la distribución protección y dirección para evolucionar de manera acorde y logística de productos encargados a través de la red, la con los principios sociales europeos. Desde el punto de eliminación del geobloqueo en todo el territorio europeo, vista político, cabe destacar el esfuerzo realizado para el leyes de copyright que protejan a los creadores y fomen- desarrollo del Gobierno digital o gobernanza electrónica, ten la innovación mediante de la creación de un marco que es la aplicación de tecnología para la prestación de regulatorio a nivel europeo y con influencia mundial, y un servicios gubernamentales, el intercambio de informa- tipo de impuesto de valor añadido estándar para toda las ción, las transacciones de comunicación, la integración compañías que trabajan en el Mercado Digital Europeo de varios sistemas independientes entre el Gobierno y el para evitar distorsiones que afecten a la competitividad y, ciudadano, la dirección empresarial, la gestión laboral, así así, eliminar barreras fiscales que afecten a la igualdad de como procesos e interacciones de la parte administrativa condiciones para todos los operadores europeos. dentro de todo el marco gubernamental. Mediante la go- bernanza electrónica, los servicios de la Unión Europea se El siguiente desarrollo pasa por la creación de un entrama- pondrían a disposición de los ciudadanos de una manera do estable que apoye los desarrollos tecnológicos necesa- conveniente, eficiente y transparente (Kerikmäe et al., rios para la implementación del Mercado Único Digital. El 2019). Los tres principales grupos destinatarios se pueden desarrollo de un marco regulatorio común para las grandes distinguir en tres niveles diferentes: el administrativo e empresas tecnológicas de telecomunicación y un marco institucional a nivel europeo, los ciudadanos y las empre- común para los medios de información digital son objetivos sas y los grupos de interés. prioritarios para la Unión Europea, ya que se espera que faciliten un espacio estable en el cual el desarrollo europeo Una vez establecidos los cimientos, su desarrollo hará pueda asentarse. En este mismo capítulo se incluyen ac- posible la implantación de un Mercado Digital europeo ciones para el fomento y la creación de plataformas online que fortalezca el proceso de construcción europea in- a escala europea y aspectos concernientes a la seguridad ternamente, al crear reglas comunes y un espacio digital y los datos personales. Europa busca proteger a sus ciu- sin fronteras entre los Estados miembros. A su vez, exte- dadanos de los efectos perniciosos del desarrollo digital riormente, una Europa digital fuerte protegerá el modo con la creación de una legislación protectora con vocación de vida de esta y de sus ciudadanos frente a gigantes previsora más que correctora. Anticiparse a los problemas tecnológicos extranjeros cuyos parámetros de desarrollo dará más credibilidad al esfuerzo digital de la UE. son discordantes con la visión europea de sociedad. El tercer pilar se basa en aspectos relacionados con la 1.2. Nuevos retos economía y la sociedad, e incluye aspectos importantes diversos, como el mercado de datos, uno de los principales La Unión Europea ha realizado grandes avances adecuán- campos de desarrollo, tanto para la venta como para la dose a las circunstancias socioeconómicas derivadas de producción y la implementación de tecnologías basadas la revolución tecnológica; alguna de sus iniciativas se en algoritmos que necesitan un gran flujo de datos para encuentra en los albores con enormes posibilidades de IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 5 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía desarrollo, otras han fracasado y algunas han sido eficien - control efectivo sobre el mundo digital, aunque partiendo temente implementadas. El Mercado Único Digital presen- desde paradigmas radicalmente dispares y con resulta- ta incontables oportunidades, pero también se enfrenta dos divergentes (Liaropoulos, 2017). a retos significativos que pueden lastrar su desarrollo y anclar el progreso europeo frente a otras zonas del Existen numerosas iniciativas (a menudo descoordinadas) mundo. En primer lugar, hacer que el Mercado Único de la encaminadas a una estrategia legal clara tanto a nivel de Unión Europea se adapte a la era digital requiere derribar la UE como de los Estados miembros. La necesidad de barreras reglamentarias y pasar de los mercados naciona- presentar una estrategia común, respaldada por todos los les individuales a un único código normativo para toda la agentes relevantes involucrados, es un reto que requiere UE. La creación de un marco legal común a nivel europeo una coordinación profunda. El mundo digital está en sus se enfrenta a la oposición del nacionalismo político, que inicios, por tanto, cuanto más avance la legislación a aboga por una autonomía estatal frente a los impulsos escala nacional, mayores serán las divergencias a nivel uniformadores que emanan desde Bruselas. El concepto europeo y más difícil será la integración futura. Ante de la soberanía nacional desempeña un papel relevante este hecho, la Comisión Europea pretende avanzar en la en el proceso de construcción europea desde sus inicios integración antes de que la proliferación de obstáculos hasta la actualidad, desarrollando un juego de equilibrios nacionales ralentice el proceso de manera significativa en entre la cooperación y la integración, entre el interguber- el futuro, rezagando Europa a nivel mundial en un sector namentalismo y el federalismo, entre una comunidad de clave para la economía y la sociedad. Estos pasos podrían Estados independientes y la creación de un espacio común contribuir con 415.000 millones de euros al año al creci- (Iwabuchi, 2019). Por tanto, la Unión Europea, actualmen- miento económico europeo, lo que impulsa el empleo, la te muy integrada, ha evolucionado constantemente desde competencia, la inversión y la innovación en la UE (Giovi- la cooperación hacia la integración, en un proceso difícil- nazzi, 2020), asienta la influencia internacional de Europa mente reversible, pese a las constantes tensiones que, por y protege a los europeos de gigantes mundiales dirigidos ejemplo, han derivado en la salida del Reino Unido de la por Gobiernos totalitarios o que simplemente se guían por UE. El Brexit puede suponer el espaldarazo definitivo para la maximización de beneficios sin cortapisas sociales y la creación de un marco legislativo común en la Europa con contribuciones básicas al desarrollo de las sociedades digital, ya que el país anglosajón era el adalid europeo de donde operan. la cooperación, mostrando constantemente su reticencia a aumentar los niveles de integración a nivel europeo La nueva Europa digital necesita de un marco legal donde (Troitiño et al., 2018). asentarse y expandirse de manera efectiva y respetuosa con los principios que guían a la sociedad europea. Por Otro hecho fundamental para el desarrollo de un acer- tanto, la Unión Europea ha trabajado en este sentido vo común digital es la incapacidad de los Estados para elaborando un primer informe anual sobre la situación influir en el mundo digital, al no poder controlar las gran - del Estado de derecho en la Unión Europea 2020, en el des corporaciones tecnológicas que dominan el mundo que se incluyen cuestiones digitales. El concepto general digital, de manera que imponen sus propias leyes sin del marco europeo enfatiza el desarrollo de la resiliencia cortapisas nacionales incapaces de dictaminar normas económica y del mercado laboral con sostenibilidad eco- de control efectivas. Solo la unión del esfuerzo regulador nómica, social, ambiental e institucional como principio común daría como resultado un espacio suficientemen - rector de las políticas europeas al respecto. Se espera que te relevante para acotar las acciones de los gigantes este acercamiento fomente la convergencia ascendente y de internet dentro de un marco estable que respete el la equidad en la transición hacia una economía climática- modelo de sociedad europeo. Por tanto, el debate sobre mente neutra, al tiempo que se gestionan los desafíos que la soberanía nacional en temas digitales es fútil, porque plantean la digitalización y el cambio demográfico (Co - la única manera de ejercer cierta soberanía de manera misión Europea, 2020). Dada la rápida evolución de este efectiva es mediante la colaboración europea y que las campo, la UE prevé requisitos adicionales para revisar los fronteras del mundo digital sobrepasen las de los Estados desarrollos en los Estados miembros. europeos. Tan solo gigantes como los Estados Unidos o China han mostrado músculo suficiente para ejercer un IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 6 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía 2. Beneficios para el sector patriotismo desde un punto de vista político-cultural. El conjunto de los derechos cedidos por parte de los ciuda- público europeo danos (sujetos políticos) conforma la soberanía. El Estado no es necesariamente el último receptor de esta cesión Pese a que las posibilidades económicas son las más ni es el dueño de la soberanía, sino su gestor público. El plausibles dentro de una revolución tecnológica que crea problema de la soberanía europea puede ser solventado, mercados globalizados, donde las barreras entre produc- o mitigado, con la implementación de soluciones digita- tores y consumidores no están afectadas por las fronteras les para los problemas de los ciudadanos, atrayendo su tradicionales, existen otros campos en los cuales la Unión lealtad al proyecto europeo, al ser la UE más efectiva a la Europea espera unos réditos considerables. Ante el deba- hora de solucionar los problemas ciudadanos (Jabko y Lu- te sobre el carácter de la Unión Europea, económico o po- hman, 2019). Las soluciones digitales pueden incrementar lítico, la realidad proporciona una respuesta híbrida. Por el apoyo a la UE entre los europeos que aun hoy en día tanto, los avances tecnológicos y la implementación del afrontan de manera confusa la creación de una casa co- Mercado Único Digital tienen también ventajas más allá mún por el carácter dual de su lealtad institucional, por un del plano económico, ya de por sí considerable, enfocadas lado, dominada por la racionalidad basada en la gestión hacia el servicio público de los ciudadanos. La Unión Eu- eficaz de los problemas que les atañen y, por otro, pre - ropea está ante una gran oportunidad de mejorar la vida determinada por las emociones emanantes del concepto de sus ciudadanos y, por tanto, de incrementar el apoyo de nación que se confunde con política debido al fomento popular al proyecto de construcción europea. La digitali- del Estado-nación a partir del siglo XIX para atraer de una zación tiene un gran potencial para el desarrollo político manera más efectiva la lealtad de los miembros de la de la institución y para acelerar el proceso de integración sociedad (Hamul’ák, 2016). La UE no puede competir con de manera considerable. Existen campos estratégicos las emociones, pero sí con la racionalidad. Si se muestra cuyo poder de arrastre implica otras políticas y, por tanto, efectiva en la solución de los problemas de los ciudada- son una prioridad para la UE. nos, atraerá suficiente lealtad o apoyo para avanzar en el proceso de integración. Asimismo, incrementar la 2.1. Democracia participación cívica en los asuntos europeos mediante el fomento de herramientas digitales, influirá enormemente Desde el comienzo del proceso de integración, la UE se ha en la creación de la casa de todos los europeos. enfrentado al problema de la capacidad de una entidad supranacional de ejercer de pleno derecho las prerroga- 2.2. Impacto social de la integración tivas de una entidad soberana común. Uno de los cons- digital económica tantes obstáculos para la integración ha sido la reticencia de ciertos Estados y agentes sociales a permitir que la El Mercado Único Digital permitiría a la UE la gestión de ser- soberanía pudiera ser ejercida más allá de lo estatal, que vicios online conectando de forma armónica los sistemas de en numerosos casos es a su vez nacional por la imbrica- información electrónicos del sector público de los Estados ción de dos conceptos diferenciados, Estado y nación. Los miembros y de las propias instituciones europeas, coordi- defensores de esta postura abogan por una cesión mínima nando la gestión, evitando congestiones, diseñando mejores de soberanía a una Europa vinculada orgánicamente con trazados digitales y optimizando las respuestas ante situa- el concepto de cooperación. Pero en cierta manera se ciones de emergencia. Paralelamente, la libre circulación apropian de la soberanía, que en realidad reside en los de personas y mercancías actuales dentro de la Unión ciudadanos de sus Estados (no en sus nacionales, ni en Europea ha creado sistemas viales que transcienden las el propio Estado). Los sujetos políticos son quienes, de fronteras estatales y que necesitan una gestión común para acuerdo con un contrato social, ceden la gestión de su su correcto funcionamiento. La digitalización de la gestión libertad personal al entramado político para la creación permitiría grandes avances y numerosos beneficios para los de reglas comunes que permitan la convivencia armónica ciudadanos como modelos para predecir problemas con la en sociedad de una amalgama variada de individuos. La calidad de la carretera, accidentes de tráfico, problemas de aceptación de dichas reglas por parte de los integrantes velocidad, rentabilidad, etc. (Mihet-Popa y Saponara, 2018). del sistema, los ciudadanos, es lo que se conoce como lealtad institucional desde un punto de vista político, o IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 7 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía El impacto del Mercado Único Digital depende enor- flexibles. Parte de ellas son plataformas de economía co - memente de la capacidad de generar datos suficientes laborativa que se especializan en tareas puramente digi- para la creación de modelos efectivos. La dependencia tales que no requieren presencia física o proximidad entre de datos fiables es enorme y fundamental, lo que coloca trabajadores y sus clientes —mercados laborales en línea—. a Europa por delante de otros gigantes mundiales, gra- Todos los sectores —desde especialistas en la tecnología cias al avance del sector europeo en comparación con de la información (TI) hasta taxistas o repartidores de ali- competidores internacionales. Esta ventaja es temporal, mentos, incluyendo todos los grupos de edad— muestran ya que la generación de datos es una prioridad global una tendencia creciente y transfronteriza. Este carácter y las inversiones son significativas a escala planetaria, supraestatal de la economía digital crea numerosos pro- constatando la máxima de que la información es poder. blemas de control por parte de las autoridades de los Es- La Unión Europea tiene como prioridad invertir en la tados individuales, una disfunción que puede ser resuelta generación de datos por su potencial y por la necesidad con una gestión común. Por tanto, la gestión en Europa no inherente de estos. La idea es simple: la generación de conlleva un socavamiento de la soberanía de los Estados datos es más rentable y efectiva a gran escala, por lo que miembros, ya que estos carecen del poder necesario para parece adecuado que sea la UE quien se encargue de hacer efectiva dicha soberanía en el contexto de la eco- este aspecto crucial para el futuro más que los Estados nomía digital (Joamets y Chochia, 2020). El liderazgo eu- miembros, capaces de generar bases de datos menores. ropeo en el control y la regulación de la economía digital Como ejemplo ilustrativo, vemos cómo la Política Agraria no es solamente recomendable, sino una necesidad básica Común, dependiente de la Unión Europea, necesita de una para el correcto funcionamiento del sistema político y so- gran cantidad de datos para incrementar su efectividad y cial de sus miembros. proteger el medio rural europeo en todas sus dimensio- nes. El análisis para determinar el estado y la calidad de la La situación laboral de los trabajadores de la economía tierra utilizada en labores agrícolas y ganaderas se realiza digital en la UE/EEA ha sido analizada por la Comisión más efectivamente por satélite, por lo que sería más sabio Europea, y ha arrojado datos que refuerzan la necesidad emplear un satélite único europeo a que cada miembro de una acción común. El estudio se ha centrado en las utilice su propio satélite. Le generación de datos también restricciones aplicables a las aplicaciones de transporte es indispensable para una gestión eficaz del sistema sani - compartido y entrega de comida, lo que ha revelado la tario y la posibilidad de analizar las necesidades médicas gran cantidad de factores de impacto y partes interesa- de un paciente y donde pueden ser mejor atendidas de das. Mientras que algunos países europeos favorecen acuerdo con los recursos disponibles. La implementación regulaciones laborales estrictas, otros intentan definir de un sistema digital de coordinación sanitario será de «una tercera categoría de trabajadores» o luchan por máxima importancia para la Unión Europea por su claro atraer innovaciones. En países como Alemania, Austria, beneficio para los ciudadanos, la mejora de su salud, la Dinamarca, Finlandia, Francia Suecia y Suiza, los emplea- optimización de recursos y la planificación racional (Pa - dos de la economía digital se consideran empleados de drón, 2018). Aunque los obstáculos son numerosos en la empresa con todas las consecuencias legales. Esto im- este tema, debido a la fuerte identificación de los países plica el pago de impuestos sociales, el control del Estado con su sistema sanitario como parte transcendente de su sobre las relaciones laborales que se tienen que adecuar identidad común, de su imaginario colectivo. En cualquier a la legislación pertinente sin existir una tercera catego- caso, todos estos ejemplos apuntan en la misma dirección: ría de trabajadores. Asimismo, en este grupo de países Europa afronta grandes retos en términos de integración existe una fuerte presión por parte de los sindicatos para digital, pero ofrece grandes posibilidades para avanzar regular estas relaciones laborables. Un segundo grupo positivamente en el proceso de integración por los benefi - de países incluye el Benelux, España, Hungría, Italia, Is- cios potenciales que puede ofrecer a sus ciudadanos. landia, Noruega, Polonia, Portugal y la República Checa, donde se han introducido ciertas restricciones a la eco- La economía digital es un fenómeno nuevo y aún desco- nomía digital en materia laboral, con una tendencia hacia nocido que se refleja en el crecimiento exponencial de la creación de estándares comunes. Aunque se esperan las plataformas en línea que utilizan trabajadores que no resoluciones judiciales futuras sobre la gestión laboral de tienen un empleo a tiempo completo y que tienen horarios la economía digital, por los numerosos casos presentados IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 8 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía ante los tribunales nacionales. Existe una emergente ter- Parlamento presenta diversos problemas que podrían ser cera categoría de trabajadores que cuentan con ciertos fácilmente resueltos desde una perspectiva digital. derechos laborables, por ejemplo, un número máximo de horas o un seguro sanitario, aunque todavía existe un En sus inicios, el Parlamento Europeo (PE) estaba locali- debate político-social al respecto. Por último, existe un zado en Luxemburgo, pero la negativa del Gran Ducado tercer grupo de países, que incluye a Bulgaria, Chipre, a acoger más instituciones, pero sin perder las ya ad- Croacia, Eslovaquia, Estonia, Grecia, Letonia, Lituania y quiridas, derivó en la creación de múltiples sedes para Rumanía, sin una legislación suficientemente definida aquel. Francia acogió la sede de las reuniones plenarias sobre el estatus de los trabajadores de la economía di- en Estrasburgo, ciudad símbolo de la paz entre Alemania gital, pudiéndose equiparar con la figura de trabajadores y Francia, ya que fue foco de conflicto entre ambas enti - autónomos, por lo que los pagos de impuestos sociales dades en el pasado. A su vez, las oficinas principales del no conciernen a la plataforma digital que emplea a los PE se situaron en Bruselas, centro neurálgico de la Unión trabajadores (Berg et al., 2018). Europea, por motivos meramente logísticos. Más allá de las lógicas nacionalistas, y en cierta manera obsoletas, Estas divergencias en el incipiente mercado digital están la sede del Parlamento Europeo debería contar con un creando una alteración del actual Mercado Único Europeo, único emplazamiento, Bruselas, el centro de la toma de porque pese a que haya reglas laborables especificas en decisiones real de la Unión. En la actualidad, los servicios cada país y no sea una prerrogativa europea legislar al del PE se dividen en tres ciudades, Bruselas, Estrasbur- respecto, vemos cómo estas plataformas funcionan en go y Luxemburgo. La digitalización de los servicios y la Europa, lo que produce una distorsión en el sistema que burocracia parlamentaria reduciría estas localizaciones a puede alterar de manera importante la competitividad de dos, y reduciría enormemente los traslados de los parla- las economías de los países miembros. Una armonización mentarios y sus equipos y el transporte de toneladas de total europea en este campo es hartamente improbable informes entre estas tres localizaciones. El traslado desde por los vínculos de la política laboral con el sistema so- Estrasburgo a Bruselas, para conseguir la sede única, es cial. Sin embargo, la disfunción actual puede ser resuelta un problema político en el que la digitalización solo puede con la introducción de una postura general común ante mitigar sus efectos perniciosos, pero no solventarlo. el reto planteado por la economía digital, que solo puede ser implementado con la creación de un Mercado Único En lo referente a las elecciones al Parlamento Europeo, Digital. Los estándares comunes servirán para que las en la actualidad se rigen de acuerdo con las normas esta- divergencias entre las distintas economías se reduzcan y tales pertinentes, lo que crea divergencias considerables potencien la convergencia a escala europea, pero permi- en el sistema. Por ejemplo, en lo que respecta a la edad tiendo diferencias significativas según las necesidades y de votación, que es de dieciséis en Austria y se fija en los los modelos imperantes en cada país. dieciocho en el resto de los países miembros, se producen diferencias entre los ciudadanos europeos dentro de un marco político común. Existen algunas reglas europeas, pero las diferencias son todavía considerables y reducen 3. La digitalización la eficiencia del sistema a la hora de generar un demos de las instituciones europeo, un cuerpo elector europeo. Si el Parlamento Eu- ropeo fuera elegido por los ciudadanos europeos, ya que democráticas europeas representa a los ciudadanos de Europa, se debería contar con un procedimiento común en sus elecciones. La imple- El Parlamento Europeo es una de las instituciones centra- mentación de un sistema electoral único basado en un les de la Unión Europea. Su evolución, en términos de rele- sistema de votación digital (siguiendo el ejemplo de países vancia en el entramado institucional de esta, es constante. como Estonia) subsanaría este problema y fomentaría la, Partiendo de una mera asamblea consultativa a inicios del hasta favorecer la igualdad entre todos los ciudadanos proceso de integración europea, ha evolucionado hacia europeos. Los principales obstáculos nacen de la negativa un parlamento democrático que representa a los ciuda- de los propios Estados miembros a abandonar sus tradi- danos de la Unión Europea y participa activamente en la ciones electorales en aras de un bien común (de solución aprobación de leyes. No obstante, el proceso evolutivo del IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 9 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía política), y de la barrera a la que se enfrentarían aquellos UE bajo el control del Parlamento europeo. Es extraño que ciudadanos no familiarizados con el mundo digital. Por muchas medidas no se discutan en Europa cuando tienen tanto, un acercamiento híbrido, en el que se mantiene el una influencia determinante sobre los ciudadanos de la voto presencial y se introduce el voto digital, supondría Unión Europea. Si el Parlamento Europeo pudiera organi- una transición moderada hacia un modelo más sostenible zar referéndums europeos, la gente sentiría la presencia desde el punto de vista de participación ciudadana. de esta institución mucho más, y que su opinión está representada. Dado que la UE no es un Estado nacional, Otro de los obstáculos relevantes para la implementación los referéndums europeos deberían ser más restrictivos de una democracia más efectiva en Europa está relaciona- y respetar el equilibrio de poder de las instituciones eu- do con la carencia de partidos políticos a escala europea. ropeas, y por tanto la aprobación del Consejo debería ser Las elecciones europeas están dominadas por los partidos obligatoria. La logística es otro de los factores que influ - políticos nacionales, por tanto, la discusión durante la yen negativamente en el desarrollo de referéndums en campaña está más centrada en los problemas de ámbito Europa, algo fácilmente salvable con la estructura digital estatal que en los problemas y las prioridades europeas. adecuada. La Europa digital daría voz a los ciudadanos, Teniendo en cuenta que los Estados miembros ya se aunque sin caer en los excesos de la democracia ate- encuentran representados en el Consejo, el Parlamento niense, sino respetando los límites legales y el equilibrio Europeo debería trabajar de acuerdo con los intereses institucional. europeos, obviando las necesidades particulares de cada Estado. Por lo tanto, son necesarios los partidos políticos Por último, la revolución digital está en condiciones de europeos para priorizar las acciones a escala europea. contribuir significativamente a la reducción de la corrup - Como solución, se podría implementar un sistema donde ción y la mala administración en el Parlamento Europeo. solo los partidos presentes en al menos el 40 % del terri- La reforma digital de este supondría una mayor claridad y torio de la Unión, o en áreas donde más del 40 % de la un menor índice de mala praxis. A mayor claridad y acceso población europea resida, podrían presentarse a las elec- a la información por parte de los ciudadanos, menor es el ciones europeas. Esto obligaría a la creación de partidos riesgo de corrupción entre los representantes políticos de políticos europeos sobre la base de los nacionales, pero los europeos, ya que sus acciones serían más públicas y se su perspectiva sería mucho más europea, ya que se cen- reduciría el margen de maniobras opacas. trarían en las cuestiones comunes a la Unión Europea, y más independiente de los problemas particulares de cada Tras lo aquí expuesto, parece razonable que el Parlamento miembro. Las dificultades geográficas para implementar Europeo acometa una transformación digital profunda este sistema serian fácilmente evitables con la creación de para afrontar de manera eficiente los retos del siglo XXI y plataformas digitales políticas europeas. De igual manera, cumplir así con las expectativas generadas por el proce- la barrera lingüística podría ser evitada con la creación de so de construcción europea en su vertiente más política páginas webs en distintos idiomas de una manera sencilla. (Floridi, 2020). La creación de eventos en línea solventaría el problema de las distancias. Es evidente que un acercamiento digital En lo referente al desarrollo normativo de la Europa di- facilitaría la creación de entidades políticas en Europa, gital, el PE tiene una gran influencia debido a su peso en aunque con el riesgo de abandonar a aquellos sin las el proceso legislativo europeo. El procedimiento de code- capacidades ni el interés necesarios para participar digi- cisión se introdujo por primera vez en 1992 y su uso se talmente. Por tanto, el nivel de educación y capacitación amplió en 1999. Con la adopción del Tratado de Lisboa, la de los europeos en lo digital debe ser potenciado desde la codecisión pasó a denominarse procedimiento legislativo Unión Europea antes de implementar un paso tan impor- ordinario y se convirtió en el principal procedimiento de tante y con consecuencias políticas fundamentales para toma de decisiones para la adopción de la legislación de los ciudadanos europeos. la UE. Se aplica en unos 85 ámbitos de actuación y la res- ponsabilidad final recae en el PE y en el Consejo de la UE. En relación con la participación ciudadana, un tema que Si una propuesta legislativa es rechazada en cualquiera de puede generar grandes sinergias a nivel europeo, es la las fases del procedimiento o si el Parlamento Europeo y convocatoria de referéndums europeos sobre temas de la el Consejo no pueden llegar a una solución transaccional, IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 10 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía la propuesta no se adopta y se da por concluido el pro- fuerzas a nivel europeo para garantizar la transformación cedimiento (Frosio, 2017). La revolución digital supondría digital homogénea, sin vencedores ni perdidos, dedicán- aligerar el proceso, comúnmente atacado por su falta de dose recursos adecuados al Mercado Digital Único y su agilidad, e intensificar las relaciones del PE y el Consejo culminación. Es importante resaltar el compromiso de la de manera digital. UE en el desarrollo digital y su convergencia con los valo- res de la Unión y los derechos fundamentales. La Unión Europea cuenta con los instrumentos para convertirse en un líder mundial de un nuevo equilibrio internacional, Conclusiones donde las nuevas tecnologías desempeñarán un papel relevante. La incapacidad del nacionalismo de compartir La Unión Europea afronta un reto sin precedentes en tér- más soberanía nacional en Europa puede ser contrarres- minos de evolución marcado por el desarrollo tecnológico. tada por la complejidad del mundo digital, que alejará del La organización avanza, aunque se enfrente a poderosos debate populista la conveniencia de un manejo común. obstáculos que amenazan un desarrollo y una ejecución Aunque la lógica no lo es todo en las relaciones sociales y conjuntos que maximizarían las acciones comunes y la UE tiene que mantenerse firme en su estrategia actual. dotarían a la organización de relevancia internacional, bienestar económico e independencia interna. La conectividad internacional del Mercado Digital Único es una premisa básica para su maximización y es ahí donde La UE tiene una sólida base científica e industrial sobre la las relaciones digitales con América Latina son fundamen- que construir, con laboratorios de investigación líderes y tales. Para fomentar esa conexión, la UE debe fomentar la universidades destacadas mundialmente, así como nume- interdisciplinariedad en proyectos e innovación (medicina rosas empresas innovadoras. Tiene un marco legal integral online, inteligencia artificial en el mercado laboral) con los que protege a los consumidores al tiempo que promueve socios iberoamericanos, apoyar las capacitaciones trans- la innovación y está avanzando en la creación de un Mer- fronterizas sobre GDPR y GovTech, facilitar la publicación cado Único Digital. Los ingredientes principales están ahí conjunta en revistas altamente indexadas e invitarse mu- para que la UE se convierta en un líder en la revolución tuamente a foros (online) y grupos de expertos para un tecnológica mundial, a su manera y en función de sus va- mayor desarrollo de las relaciones digitales entre ambas lores. El enfoque digital descrito en este capítulo muestra áreas. el camino que Europa quiere seguir y la necesidad de unir IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 11 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía Referencias bibliográficas BARNES, S. J. (2020). «Information management research and practice in the post-COVID-19 world». En: International Journal of Information Management, núm. 55, págs. 102-175 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.1016/j.ijinfomgt.2020.102175 BERG, J.; FURRER, M.; HARMON, E.; RANI, U.; SILBERMAN, M. S. (2018). Digital labour platforms and the future of work: Towards decent work in the online world. Ginebra: International Labour Office. BROKA, S. (2015). Nākotnes perspektīvas suverēnās labklājības fondu darbībā Persijas Līča Sadarbības padomes reģionā. BUENO CAMPOS, E. (2017). El análisis organizativo de la empresa en la economía digital. COMISION EUROPEA (2020). «Informe anual sobre la situación del Estado de derecho en la Unión Eu- ropea» [en línea]. Disponible en: https://ec.europa.eu/info/policies/justice-and-fundamental-rights/ upholding-rule-law/rule-law/rule-law-mechanism/2020-rule-law-report_es [Fecha de consulta: 12 de enero de 2021]. CHRISTOU, G. (2019). «The collective securitisation of cyberspace in the European Union». En: West European Politics, vol. 42, núm. 2, págs. 278-301 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.1080/01402382 .2018.1510195 FLORIDI, L. (2020). «The fight for digital sovereignty: What it is, and why it matters, especially for the EU». En: Philosophy & Technology, vol. 33, núm. 3, págs. 369-378 [en línea]. DOI: https://doi. org/10.1007/s13347-020-00423-6 FROSIO, G. F. (2017). «Reforming intermediary liability in the platform economy: a European digital sin- gle market strategy». En: Nw. UL Rev. Online, vol. 112, núm. 18 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.2139/ ssrn.3009155 FUNDACIÓN TELEFÓNICA (2020). Sociedad Digital en España 2019. Fundación Telefónica. GIBADŁO, L. (2020). «Coronapresidency»: German Priorities for the Presidency of the Council of the EU. GIOVINAZZI, E. (2020). European Union fit for the digital age: a transformation that benefits all citizens . HAMUL’ÁK, O. (2016). National sovereignty in the European Union: View from the Czech perspective [en línea]. Springer. DOI: https://doi.org/10.1007/978-3-319-45351-4 HANSCHITZ, G. (2017). Digitalization of Politics and Elections [en línea]. DOI: https://doi.org/10.1007/978- 3-319-06091-0_3-1 HOFFMANN, T., & PRAUSE, G. (2018). «On the regulatory framework for last-mile delivery robots». En: Machines, vol. 6, núm. 3, pág. 33 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.3390/machines6030033 IWABUCHI, K. (2019). «Globalization, Digitalization, and Renationalization: Some Reflections from Ja - panese Cases». En: Situations, vol. 12, núm. 1, págs. 1-22. JABKO, N.; LUHMAN, M. (2019). «Reconfiguring sovereignty: crisis, politicization, and European in - tegration». En: Journal of European Public Policy, vol. 26, núm. 7, págs. 1037-1055 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.1080/13501763.2019.1619190 JOAMETS, K.; CHOCHIA, A. (2020). «Artificial Intelligence and Its Impact on Labour Relations in Esto - nia». En: Slovak Journal of Political Sciences, vol. 20, núm. 2, págs. 255-277 [en línea]. DOI: https:// doi.org/10.34135/sjps.200204 KASPER, A.; VERNYGORA, V. A. (2020). Towards a ‘cyber Maastricht’: Two steps forward, one step back. IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 12 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía KERIKMÄE, T.; TROITIÑO, D. R.; SHUMILO, O. (2019). «An idol or an ideal? A case study of Estonian e-Governance: Public perceptions, myths and misbeliefs». En: Acta Baltica Historiae et Philosophiae scientiarum, vol. 7, núm. 1, págs. 71-80 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.11590/abhps.2019.1.05 LIAROPOULOS, A. N. (2017). «Cyberspace governance and state sovereignty». En: Democracy and an Open-Economy World Order, págs. 25-35 [en línea]. Springer, Cham. DOI: https://doi.org/10.1007/978- 3-319-52168-8_2 LIPS, W. (2020). «The EU Commission’s digital tax proposals and its cross-platform impact in the EU and the OECD». En: Journal of European Integration, vol. 42, núm. 7, págs. 975-990 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.1080/07036337.2019.1705800 MARTÍN DE LA GUARDIA, R.; PÉREZ SÁNCHEZ, G. (2001). Historia de la integración europea. Barcelo- na: Ariel. MARTÍNEZ RAMÍL, P. (2017). Donald Trump, un análisis comparativo del discurso populista en EE. UU. MAZZUCATO, M. (2018). Mission-oriented research & innovation in the European Union. MIHET-POPA, L.; SAPONARA, S. (2018). «Toward green vehicles digitalization for the next generation of connected and electrified transport systems». En: Energies, vol. 11, núm. 11, pág. 3124 [en línea]. DOI: https://doi.org/10.3390/en11113124 OUTEDA, C. C. (2001). El proceso de constitucionalización de la Unión Europea: de Roma a Niza, núm. 3. Santiago de Compostela: Universidad Santiago de Compostela. PADRÓN, N. A. (2018). «De los algoritmos a la salud. La inteligencia artificial en la atención sanitaria». En: Revista de Occidente, núm. 446, págs. 63-75. PARLAMENTO EUROPEO (2019). «Una agenda digital para Europa». Fichas Temáticas sobre la Unión Europa [en línea]. Disponible en: http://www.europarl.europa.eu/factsheets/es/sheet/64/una-agen- da-digital-para-europa [Fecha de consulta: 12 de enero de 2021]. PULERI, M. (2020). «Engaging with European (Dis-)Integration: Russia in Dialogue with Europe/s». En: Rekindling the Strong State in Russia and China, págs. 298-322 [en línea]. Brill. DOI: https://doi. org/10.1163/9789004428898_015 SCHOU, J.; HJELHOLT, M. (2018). Digitalization and public sector transformations [en línea]. Springer. DOI: https://doi.org/10.1007/978-3-319-76291-3 TROITIÑO, D. R.; KERIKMÄE, T.; CHOCHIA, A. (eds.) (2018). Brexit: History, reasoning and perspectives. Springer. TROITIÑO, D. R.; KERIKMÄE, T.; DE LA GUARDIA, R. M.; SÁNCHEZ, G. Á. P. (eds.) (2020). The EU in the 21st Century: Challenges and Opportunities for the European Integration Process [en línea]. Springer Nature. DOI: https://doi.org/10.1007/978-3-030-38399-2 VAN NOORDT, C.; MISURACA, G. (2020). «Exploratory Insights on Artificial Intelligence for Government in Europe». En: Social Science Computer Review [en línea]. DOI: https://doi. org/10.1177/0894439320980449 ZEKOS, G. I. (2021). «E-Globalization and Digital Economy». En: Economics and Law of Artificial Intelli - gence, págs. 13-66 [en línea]. Cham: Springer. DOI: https://doi.org/10.1007/978-3-030-64254-9_2 IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 13 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya Universitat Oberta de Catalunya https://idp.uoc.edu La «Década Digital» de la Unión Europea: desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía Cita recomendada RAMIRO TROITIÑO, David (2021). «La “Década Digital” de la Unión Europea: Desarrollos e impactos sobre su ciudadanía y economía». IDP. Revista de Internet, Derecho y Política. Núm. 34. UOC [Fecha de consulta: dd/mm/aa] http://dx.doi.org/10.7238/idp.v0i34.387532 Los textos publicados en esta revista están —si no se indica lo contrario— bajo una licencia Reconocimiento-Sin obras derivadas 3.0 España de Creative Commons. Puede copiarlos, distribuirlos y comunicarlos públicamente siempre que cite su autor y la revista y la institu- ción que los publica (IDP. Revista de Internet, Derecho y Política; UOC); no haga con ellos obras derivadas. La licencia completa se puede consultar en: http://creativecommons.org/ licenses/by-nd/3.0/es/deed.es. Sobre el autor David Ramiro Troitiño Universidad Tecnológica de Tallin (TalTech) david.troitino@taltech.ee Licenciado en Historia, Ciencias Políticas y Dirección y Administración de Empresas. Doctor en Historia Contemporánea en el programa de Estudios de la Unión Europea de la Universidad de Salamanca. Profesor titular de la Universidad Tecnológica de Tallin, Estonia, desde 2017. Anteriormente, docente en las universidades de Tartu, Concordia y Audentes, también localizadas en Estonia. Autor y coor- dinador de 5 libros académicos relacionados con la Unión Europea. Asimismo, autor o coautor de 122 artículos científicos publicados en revistas académicas internacionales indexadas. Líder de los siguientes proyectos europeos: Módulo Jean Monnet VERT672 «Functional Capacity of the European Union (1.09.2014-31.08.2017)»; VEU624 «WEBDATANET: web-based data-collection - methodological challenges, solutions and implementations (16.06.2011-15.06.2015)», David Ramiro Troitiño, Tallinn University of Technology, School of Business and Governance, Department of International Relations, Chair of European Studies; VEU20036 «Remember Nansen- migration, refugees and humanitarian aid (1.01.2021-30.06.2022)». Experto examinador de la Comisión Europea para la evaluación de proyectos. Conferenciante en Chile, Perú, Argentina, Colombia, España, Chipre, Turquía, Italia, Alemania, Letonia, Rusia, Malasia y Camboya. ORCID: https://orcid.org/0000-0002-0542-5724 IDP N.º 34 (Diciembre, 2021) I ISSN 1699-8154 14 Revista de los Estudios de Derecho y Ciencia Política 2021, David Ramiro Troitiño de esta edición: 2021, Universitat Oberta de Catalunya

Journal

IDP Revista de Internet Derecho y PolíticaUnpaywall

Published: Dec 13, 2021

There are no references for this article.